Ara Pacis

Bajorelieve

Es poco común encontrarnos con un edificio en Roma como el que acoge el Ara Pacis. En 2006 se inauguró el museo que guarda el Altar de la Paz de Augusto, una de las obras en mejor estado de conservación de la Antigua Roma, y por lo tanto, una de las más importantes. Pero lo primero con lo que nos encontramos a la hora de visitar el Ara Pacis es con el edificio diseñada por Richard Meir.

Roma no es la ciudad que mejor recibe las novedades. No gustó nada el colosal Monumento a Víctor Manuel II en la Plaza de Venecia y tampoco acaba de convencer el diseño de Meir para el Museo del Ara Pacis que puede chocar con el entorno y con el tipo de monumento que acoge. Opiniones hay para todos los gustos, pero las escaleras del museo ya son un lugar de encuentro de los romanos y turistas.


El Altar de la Paz

El primer emperador de Roma ordenó construir este altar para conmemorar la paz en el imperio tras la conquista de Hispania y la Galia. Estamos a finales del siglo I a.C. Roma deja atrás la República y comenzará su larga expansión por Europa, norte de África y Oriente Próximo.

Con Augusto comienza el gran esplendor de Roma. Este monumento fue una de sus grandes aportaciones y ha servido a los arqueólogos e historiadores para conocer mejor estos inicios del Imperio Romano.

El altar mide 11,65 x 10,62. Un monumento colosal que transmite al visitante la idea de proporción del arte romano. Y es que una de las funciones de los monumentos públicos era impactar al espectador difundiendo las virtudes cívicas de Roma.

Lo más interesante del altar, además de sus colosales proporciones, son los relieves que lo rodean. Por un lado hay relieves decorativos y por otro, figurativos. Entre estos últimos tenemos a Eneas haciendo sacrificios a los Penatos, la Paz y la diosa Roma, además de la procesión para los votos del ara en la que se distinguen las efigies de Augusto, Agripa y Tiberio.

El excelente grado de conservación de los relieves y las restauraciones permiten disfrutar plenamente de una de las joyas del arte romano que ha llegado hasta nuestros días. Altamente recomendable. ¿Problema? El precio de la entrada quizás sea excesivo.

 

Qué ver en el Altar de la Paz

Pagues la entrada o veas el altar desde el exterior a través de los muros de cristal, merece la pena acercarse hasta la orilla del Tiber y disfrutar de las vistas.

Desde la Plaza del Popolo, a través de Via di Ripetta llegamos cómodamente al museo. Si cruzamos al río por el cercano Ponte Cavour, llegamos a la plaza homónima y poco más allá está el Castillo de Sant’Angelo. Desde aquí, a pocos minutos, nos encontramos con la Plaza de San Pedro del Vaticano.

 

Entradas, horarios y precios

De martes a domingo: de 9:00 a 19:00 horas.

Museo Ara Pacis

Visita la asombrosa Res Gestae (Hazañas del Divino Augusto) bajo el Ara Pacis. Descubre de cerca a los relieves alrededor del mismo Ara Pacis: un reflejo de la sociedad augusta incluyendo Marcus Agrippa, el gran general y constructor de Augusto.

Comprar entradas Museo Ara Pacis

Espectáculo de realidad aumentada en el Museo

Esta novedad incluye un espectáculo novedoso de realidad aumentada y que desafía tu percepción con un visor de realidad virtual inmersiva. Aprendelarás más sobre la historia de Roma y observarás cómo el Emperador Augusto y su familia cobran vida. Y por supuesto la visita al Ara Pacis

Entrada Ara Pacis + Realidad Aumentada

El horario es de martes a domingo: de 9:00 a 19:00 horas.

 

Cómo llegar

En autobús, las líneas 70, 81, 117, 119, 186 y 628

Localización: 
Lungotevere in Augusta
Roma Italia

Lugares cerca de Ara Pacis
Valoración: 
Promedio: 5 (3 votes)
Publicado por
Añadir nuevo comentario
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para impedir el envío de mensajes basura.